Emily in Paris ¡Desmentimos cinco tópicos gastronómicos!

Por Keda Black

Todos hemos oído hablar de la nueva serie de Netflix "Emily in Paris" y de todos los tópicos más o menos acertados sobre Francia que se pueden encontrar en ella... Hemos decidido profundizar en los tópicos de "Emily in Paris" que tienen que ver directamente con la comida francesa (como ya sabéis, nos encanta).

Emily In Paris Food Clichés

Primer tópico gastronómico: el café y el cruasán a diario

En el primer episodio, Emily se siente muy parisina pidiendo un pain au chocolat. La realidad es que, para el día a día, los parisinos suelen preferir una tartine a la bollería. Lo que no quita que, en cada esquina, las panaderías expongan sus chaussons aux pommes, brioches y cruasanes calientes... Esto demuestra que siguen siendo el capricho favorito de todas las generaciones, pero más bien los fines de semana y otros días libres.

 

Segundo tópico gastronómico: a los parisinos les gusta la carne poco hecha

Obviamente, en Francia, los amantes del bistec prefieren pedirlo «bleu» o «saignant» o, lo que es lo mismo: hecho por fuera, pero poco hecho por dentro. Emily, inicialmente recelosa, acaba convenciéndose en el segundo episodio. ¿Se atreverá después con el tartar; es decir carne cruda de ternera o buey, picada y cuidadosamente sazonada?

 

Tercer tópico gastronómico: el Sancerre, un «breakfast wine»

Es difícil afirmarlo, como la mejor amiga de Emily, Mindy, en el tercer episodio. En cualquier caso, en París y en Francia en general, no se duda en disfrutar de una buena copa de vino (o dos) durante la comida. Incluso durante la jornada laboral, aunque sea prolongando la pausa para comer. ¿No es así como se firman los mejores contratos? ¡De comer o de cenar, champán!

 

Cuarto tópico gastronómico: conquistar con una tortilla

Si hay algo que dominan los franceses es el arte de la sencillez. Lograr lo sublime con una tortilla es un buen ejemplo de ello. Siempre y cuando, como Gabriel en el cuarto episodio, domines el gesto perfecto —batir los huevos con un tenedor mientras se cuecen— y tengas una sartén bien curtida (límpiala después de utilizarla en lugar de fregarla). De ahí a apuntar directo al corazón solo hay un paso...

 

Quinto tópico gastronómico: la crêpe, ¿la mejor tortita del mundo?

Al menos así lo afirma el sofisticadísimo Mathieu en el noveno episodio. Fina y cargada de mantequilla, la crêpe francesa es sin duda un plato reconfortante cuando se disfruta caliente, al aire libre, por la noche. A decir verdad, aunque los franceses sean un poco chovinistas, no son tan esnobs y, en cualquier caso, también saben apreciar las exquisiteces de fuera...

Colaborador

Tags

Mix &
Match

La French Touch en tu bandeja de entrada

Debes rellenar este campo
Tu suscripción ha sido confirmada